La caneta y la mano

Esta caneta tiene una especificidad propia evidente. No se deja agarrar de forma común hasta ahora que los dedos encajaron. Los dedos buscaron el encaje perfecto con ella. No fue automàtico, y ese encaje està siempre comenzando, està siempre siendo preguntado.
Así el encaje nunca es el mismo, el dedo se desliza màs abajo o màs a lo largo de èl. Es un encaje que està siempre comenzando. Es la forma de conocer la caneta, de dejarla actuar con la mano. Así ella siempre encontrando la mano el encaje varìa, visiblemente varìa. La caneta resbala o se deja atrapar o se sube encima de la mano. Si no tuviera una forma fija de còmo ser agarrada con los deditos, como se enseña en la escuela. Si dejara la caneta realmente ir al encuentro de la mano, encuentran el encaje perfecto de cada vez. La mano conociendo la naturaleza de esta caneta y la caneta conociendo la naturaleza de esta mano. Si no se para en una forma fija de agarrar la caneta, la caneta X, la caneta que no existe. La forma aprendida y fija pertenece a una caneta que no existe, es para un encuentro que no existe. La propia caneta, esta caneta en su especificidad, muestra su encaje perfecto cada vez en el encuentro con la mano.

La posibilidad de encaje va apareciendo una y otra vez. Y no se deja atrapar, nunca està garantizada , nunca està del todo hecha. La posibilidad se descubre en la imposibilidad. La imposibilidad de agarrar esta caneta, resbaladiza, trae inscrita la posibilidad de estar juntos la caneta y la mano en un encaje determinado. Esta posibilidad no es permanente, ella cae, y la imposibilidad vuelve a traer inscrita un encaje como posibilidad, que de nuevo no durarà mucho. Que de nuevo caerà, pues el encaje no es nunca absoluto, es perfecto por su imperfección, por su condición que la hace caer. Es perfecto por su condición de nunca estar acabado, de nunca estar hecho del todo, es perfecto por esta condición que lo hace posible. Que es el encaje con un poquito menos, un poquito menos que lo hace preguntarse, preguntarse para siempre cuàl es el encaje perfecto. Preguntarse para siempre cual es el encaje cada vez.

Susana

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: